Nuevas tecnologías

La Corte Suprema del Reino Unido considera a los conductores de Uber como trabajadores de la empresa pronunciándose, además, sobre lo que se considera «tiempo de trabajo».

El Tribunal Supremo falla en contra del proyecto Proyecto Tracker de Telepizza (obligación de los empleados repartidores de estar geolocalizados por medio de una app que debían instalar en su teléfono móvil personal).

El Juzgado de lo Social número 24 de Barcelona ha fallado a favor de la Seguridad Social confirmando  que 748 repartidores de Deliveroo prestaban servicios como falsos autónomos.

El Pleno de la Sala Cuarta del Tribunal Supremo confirma que la relación existente entre un repartidor (‘rider’) y la empresa (en este caso, Glovo) tiene naturaleza laboral.

Derecho individual

El Tribunal Supremo aclara que el plazo de caducidad para que el trabajador impugne la modificación de condiciones de trabajo empieza a computarse desde la notificación de la decisión empresarial al trabajador, aunque la empresa no haya seguido el procedimiento del artículo 41 ET ni la notificación se realice conforme a lo establecido en este precepto (artículo 138.1 LRJS).

El Tribunal Constitucional estima parcialmente el amparo de una trabajadora que fue despedida de su empresa tras ser monitorizada. Sin embargo, el Tribunal Constitucional, descarta que la nulidad de la prueba obtenida con la violación del derecho a la intimidad y al secreto de las comunicaciones de la trabajadora, deba llevar aparejada la calificación del despido como nulo, y considera que no es contrario al derecho a la tutela judicial efectiva calificar el despido como improcedente, pese a la nulidad de la única prueba en la que se fundamentaba el despido.

Reitera doctrina anterior. En el caso de los contratos fijos discontinuos hay que tener en cuenta todo el tiempo de vinculación laboral, no solo los periodos de prestación efectiva de servicios.

Negociación colectiva y huelga

El Tribunal Supremo reconoce una lesión del derecho de libertad sindicalante la inicial negativa de la empresa a publicar en la intranet dos circulares sindicales, aunque finalmente se publicaron. La empresa se había comprometido a publicar los comunicados sindicales sin ejercer vetos ni controles. Es adecuada la indemnización fijada por la sentencia recurrida. Aplica criterios de las SSTS 329/2016, 26 de abril de 2016 (rec. 113/2015) y 920/2016, 2 de noviembre de 2016 (rec. 262/2015).

La Audiencia Nacional establece que el plazo de 48 horas de preaviso para la recuperación de las horas derivadas del «permiso recuperable retribuido» (RD 10/2020) es nulo. Además, establece la Sala que el plazo de recuperación de las horas es materia disponible en negociación colectiva, con lo que cabe acordar una fecha de recuperación distinta a la establecida (31/12/2020).

La Audiencia Nacional entiende, respecto del plus por quebranto de moneda, que su importe no está configurado en atención al tiempo de exposición, sino al manejo de moneda, no pudiendo entenderse que ello se vincule al tiempo de trabajo, ni por ende pueda ser calificable como prestación divisible.

La subcontratación es una actividad constitucionalmente amparada por el derecho de libertad de empresa. En este sentido, el art. 42 ET no impone la obligación de respetar el convenio colectivo de la empresa principal en las subcontrataciones. Por tanto, a los trabajadores de las empresas subcontratadas les resultará de aplicación su propio convenio.

La actuación de una empresa durante la huelga convocada por la representación legal de los trabajadores, consistente en imponer la realización de unos determinados servicios mínimos en cada uno de sus diferentes centros de trabajo, es contraria al derecho de huelga.

El Tribunal Supremo sentencia que, por encomiable que resulte la decisión de la empresa de realizar donaciones a diversas ONG, no resulta ajustada a derecho la forma en que se ha realizado: sustituyendo de forma unilateral el obsequio de Navidad que desde el año 2002 venía haciendo a sus trabajadores por la citada donación, sin haber negociado con la representaciónlegal de los trabajadores.

 

Empleo Público

La Sala Cuarta del Tribunal Supremo reunida en pleno ha examinado la incidencia de la Sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea de 3 de junio de 2021 para rectificar la aplicación que venía haciendo de su propia doctrina en relación a la duración del contrato de interinidad por vacante en el sector público y establecer que, con carácter general, una duración superior a tres años debe considerarse injustificadamente larga, lo que comportará que el trabajador interino pase a ostentar la condición de indefinido no fijo.

El Tribunal Supremo reconce la condición de indefinido no fijo a un empleado de la sociedad pública estatal AENA.

El Tribunal Supremo se pronuncia acerca de un contrato de interinidad por vacante que supera los tres años de duración. Entiende el Tribunal que no se convierte en indefinido no fijo por concurrir justificación de la falta de convocatoria de la vacante. No resulta de aplicación el artículo 70 del EBEP. Reitera doctrina.

La cobertura de la plaza ocupada temporalmente mediante un contrato de interinidad por vacante extingue el contrato y no da lugar a ningún tipo de indemnización.

Confirmación de que la figura del indefinido-no-fijo es también aplicable a las sociedades mercantiles estatales (AENA). Reitera doctrina de la STS del Pleno de 18 junio 2020.

El Tribunal Supremo reitera pronunciamientos anteriores y dispone que el transcurso del plazo de 3 años fijado en el artículo 70 EBEP,  por sí solo, no comporta la conversión del contrato de interinidad en uno de carácter indefinido no fijo.

El Tribunal Supremo aplica la nueva doctrina del TJUE para determinar si existe abuso en el nombramiento sucesivo de personal interino.